logo comunidad madrid

logo UE

Textos (Zonificación)

El ámbito del Parque Regional engloba una gran heterogeneidad en el nivel de transformación del medio, presentando desde zonas escasamente modificadas hasta otras con una neta vocación agropecuaria e incluso urbana. Respondiendo a esta diversidad la Ley 1/85 estableció una zonificación del Parque. Así, las áreas escasamente transformadas se clasificaron como zonas A (Reserva Natural) en las que los usos son más restringidos, dado que su finalidad es la conservación y mantenimiento natural de la zona. Dentro de éstas se diferenciaron:

  • Zonas de Reserva Natural Integral: marcadas como A1, suponen aproximadamente el 10% de la superficie del Parque, donde la finalidad es la protección adecuada de los valores en orden al estudio e investigación científica de los mismos. Constituyen estas zonas parajes naturales tan valiosos como los terrenos aledaños al monte de El Pardo, el Valle de la Barranca o el monte «Coto de la Pesadilla».
  • Zonas de Reserva Natural Educativa: estas zonas, señaladas como A2, representan el 21% aprox. del total del Parque, y en ellas se permite el desarrollo de actividades educativas y culturales. Dentro del Parque están incluidas en estas zonas enclaves como el Valle de la Fuenfría o la sierra de Hoyo de Manzanares.

Los terrenos más antropizados y con clara vocación ganadera, pero con ecosistemas bien conservados, cuya persistencia está ligada al mantenimiento de los usos tradicionales propios de la zona, se declararon zonas B (Parque Comarcal Agropecuario). En función del grado de conservación y productividad de estos medios se diferenciaron tres zonas:

  • Parque Comarcal Agropecuario Protector: zonas denominadas B1 que presentan alto grado de conservación y calidad de sus ecosistemas, cubriendo el 26% de la superficie total del Parque.
  • Parque Comarcal Agropecuario Productor: zonas designadas como B2 que se caracterizan por poseer una alta capacidad de producción, pero presentando un estado de conservación inferior al de las zonas B1. Estas zonas suponen aproximadamente el 25% de la superficie total del Parque.
  • Parque Comarcal Agropecuario a Regenerar: zonas conocidas como B3 cuya principal característica es presentar un valor medio, tanto por el grado de conservación de sus ecosistemas como por su valor productivo. Estas zonas suponen aproximadamente el 4% de la superficie total del Parque.
  • Dado que el Parque incluye en su interior varios cascos urbanos, se establecieron las áreas para el crecimiento racional de los municipios, denominadas zonas P (a ordenar por el planeamiento urbanístico), ocupando aproximadamente un 9% de la superficie total del Parque.
  • Por último, se crearon unas franjas de protección para enclaves valiosos como el Monte de El Pardo, establecidas como zonas T (zonas de Transición). Estas zonas suponen aproximadamente el 5% de la superficie total del Parque.